Cómo desbloquear una cuenta de facebook

Rate this post

Facebook es la madre de las aplicaciones, la madre de las redes sociales, de los encuentros esporádicos, de los reencuentros tiernos y vaya saber uno cuánto más. A esa popularidad ensordecedora, con un número de usuarios descabellado (en febrero pasado se llegó a 1860 millones), le podemos añadir ciertos desconciertos y dudas tanto en el servicio como por parte del mismo cliente ¿El resultado? Tener la cuenta inhabilitada, sobre todo de manera intempestiva. Aquí, por nuestra cuenta, te contamos sin embargo cómo desbloquear una cuenta de Facebook. Como siempre, te traemos un material útil y de sencillo acceso ¡No te pierdas la nota!

face 1

El bloqueo, dicho en forma un poco prosaica, siempre es algo complicado ¿Y eso por qué? Porque casi nunca se sabe a ciencia cierta quién cometió la infracción, de ahí lo que dijimos en la introducción: un cúmulo de dudas y desaciertos tanto del proveedor como del cliente. Si no puedo acceder a Facebook, ¿quiere decir que cometí un error? ¿Utilicé nombres falsos? ¿Compartí mensajes u otra clase de contenido impropio? ¿Mi actividad fue la de un auténtico spam? ¿Sólo me divertí, pero un poco en forma grosera? Esos interrogantes pueden surgir por un lado, aunque incluso, para complicar la coyuntura, pueden haber desvaríos en el mismo servicio, inhabilitaciones que no entendemos.

En los primeros años de la aplicación los foros se llenaban con quejas de usuarios por cuentas cerradas. Es que Facebook en esa época era un poco más incisivo con la utilización de su servicio: si no lo hacías por dos meses desaparecías del mundo de la red social. Hoy ya no es tan asiduo, pero sucede eso y otras cosas que decantan en lo mismo: falta de acceso. Aquí, de todos modos, te vamos a contar qué debes hacer, sea el motivo que sea, para desbloquear tu cuenta.

face 2

Para intentar recuperar tu cuenta (después te explicaremos el porqué del vocablo “intentar”), tienes que dirigirte al soporte de ayuda de Facebook o Help. Ahí encontrarás respuesta a casi todo: casos de olvido de contraseña, diferencias entre eliminar una cuenta y desactivarla, qué pasa si cambio de celular, si el código no llega a mi casilla de correo y muchas otras cosas, entre ellas claro está, llenar un formulario para desbloquear. En el pondrás tu nombre completo, correo electrónico, DNI y alguna explicación. Luego, lo único que queda es enviar y esperar. 

La cuestión parece sencilla y no es tan así. Y eso, sobre todo, porque dependemos de Facebook. Bajo esa tesitura, la respuesta puede ser en una hora o nunca, de ahí que habláramos de un simple conato que no depende de nosotros. Por lo general, si la red social acepta que se equivocó (suele pasar), es fácil que se retracten. En caso contrario, la habilitación de esa cuenta en específico nunca se logra.

Hablamos de un servicio que se puede convertir en una entidad muy intransigente si se rompen sus normas y piensan que están en lo correcto (de hecho, no responderán mensaje algunos de correo). Por eso, lo mejor es comportarse bien: no actuar como Spam en grupo o sufrir denuncias por ello; no emplazar imágenes de contenido explícito sexual, cuestiones etílicas o yerbas similares; respetar la comunidad en la que te hallas; y no usar el perfil de manera poco profesional. Ante esta situación, mejor pensar dos veces el accionar que tengamos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*